El Monasterio de Piedra Un espacio natural increíble por lo paradisíaco de su vegetación y por el capricho del agua en sus saltos y cascadas.

Aquí tienes las rutas, el monasterio y los accesos. Un dato importante: los alrededores del Monasterio de Piedra son espectaculares, no te vayas sin verlos.
Monasterio de Piedra. Cascada Caprichosa Monasterio de Piedra. Cascada Caprichosa El río Piedra, a su paso por la comarca, conforma un magnífico espacio natural, un gran espectáculo para los sentidos en el que el agua y la belleza de un antiguo monasterio cisterciense se unen para dar nombre a este magnífico conjunto monumental. El parque cuenta con cascadas, grutas, lagos y abundante vegetación, todo ello muy bien preparado para recibir visitas.
Para llegar a él puedes hacerlo a través de la carretera o por una senda desde Nuévalos.

En plena zona de los Ríos Piedra y Mesa, el Monasterio de Piedra está rodeado de pueblos de singular belleza y de lugares donde disfrutar de una amplia de oferta lúdica, patrimonial y cultural. Visita los pueblos de Nuévalos, Cimballa, Campillo de Aragón, Carenas, Ibdes, Jaraba y Calmarza y completarás una escapada que recordarás siempre.